Trabajar en una línea de vídeollamadas porno

Trabajar en una web de cámaras porno, como webcam-porno.es, puede ser un negocio altamente lucrativo pero, claro está, como en cualquier tipo de negocio, esto es algo que tiene sus pros y sus contras, por lo que tendrán que ser sopesados antes de tomar una decisión.

¿Cuánto puedo ganar en un día trabajando en una de estas líneas?

 

Las cantidades que se pueden ganar son muy variables, pero en algunos casos más de 100€ (130$) diarios, depende de varios factores como las horas que se le dedique, nuestra habilidad para conseguir clientes, la experiencia que tengamos o el país y tipo de usuario que vamos a conseguir.

Lo ideal una vez que se aprenda cómo actúa el usuario de interés es automatizar el proceso. De tal formas que nosotros no tengamos que estar trabajando continuamente, sólo revisando que todo está en orden y funcionando.

 

¿Cuántas horas tengo que dedicarle diariamente?

 

Al principio varias horas, mientras más horas trabajemos más dinero ganaremos, cuando comencemos puede ser un poco tedioso, pero con el paso del tiempo comprobaremos como el índice de nuestras conversiones (usuarios que han comprado nuestro producto) ha ido mejorando notablemente, hasta automatizar el proceso como dijimos en el apartado anterior. Que siempre es lo más recomendable. Si trabajamos para una empresa, lógicamente habrá que adaptarse al horario.

Si trabajamos como autónomos no habrá límite de ingresos, pero si de energía; es por esta razón, por lo que deberías de establecer metas que realmente sean realistas, que se puedan cumplir, para que no acabemos agotados a la primera de cambio.

¿Se puede ganar un dinerillo extra en estos servicios? Si, incluso diríamos más de un dinerillo extra… pero también nos lo tenemos que ganar, nunca va a ser dinero fácil como dicen algunos.

 

 

Webcams gays ¡ahora es posible! ¿Quién dijo que el porno gay online no estaría disponible jamás?

Contratar pornografía online en vivo ya no es un capricho exclusivo, ahora podemos seleccionar el tipo de compañía que deseamos ya seas hombre o mujer y desees cualquiera de los dos sexos, incluso puedes solicitar tríos y es que en nuestra web amamos la diversidad por lo que ahora abrimos posibilidades.

Cuando llegues a nuestra web podrás ver que personas se encuentran disponibles online y seleccionar aquellas que deseas que realicen tus deseos más ocultos, bastara con que te registres y pases a una de nuestras salas, es posible que encuentres a nuestros chicos o chicas hablando con infinidad de personas, esto es porque aún no ha reservado nadie una habitación privada con él, en cuanto alguien solicite un reservado se trasladara automáticamente a un chat privado contigo donde únicamente atenderá a tus peticiones, eso sí, debes tener en cuenta que si la petición es muy extravagante o algo comprometida puede pedirte un cobro extra, recuerda que a veces nuestros chicos son un poco tímidos y pueden necesitar de un empujoncito que les anime a realizar algunas fantasías.

Si lo que deseas es la interacción de más de una persona, deberás acudir a las salas especiales de chat donde podrás incluso activar tu propia webcam si así lo deseas y participar con tantas personas como se atrevan a entrar en tu sala privada, teniendo en cuenta siempre que la persona que deberá sufragar el gasto es la que abre la sala siendo independiente el número de personas que se unan a ella, además podrás seleccionar si quieres poner la sala con contraseña o abierta para que todo aquel que lo desee participe.

Realiza tus fantasías y manten la confidencialidad, los limites les pones tú.

Chicas como tú y como yo ¿Por qué no trabajar online?

Seguramente has tenido la sensual idea de trabajar en el negocio sexual en más de una ocasión, pero el anonimato, y la privacidad acaban siempre siendo un enorme impedimento para trabajar ofreciendo sexo.

Este problema se termina cuando llega el fabuloso mundo del sexo online, es cómodo, es discreto y puede llegar hasta los límites que tú misma quieras.

Si has llegado hasta aquí es porque realmente te sientes interesada en un negocio tan rentable como puede ser el sexo online y es que, cuando hablamos de ganar de manera equilibrada tanto dinero como tiempo le dediques siempre hablamos de caballo ganador.

Podemos seleccionar infinidad de páginas webs en las que, con la ayuda de un micrófono y una webcam nosotras seremos las protagonistas, nosotras decidimos cuanto deseamos mostrar y si no somos pudorosas podemos pasar a salas privadas en las que lo enseñaremos absolutamente todo, no tenemos porque mostrar nuestra imagen, el limite esta en nuestra timidez, ya que eso siempre es un punto morboso que a los hombres les resulta sexy y agradable a partes iguales, una vez tengamos claro en la web que deseamos iniciarnos bastara con rellenar un formulario con nuestra descripción gustos y aficiones, debemos tener claro eso sí, que la web en la que nos registremos se quedara un pequeño porcentaje de nuestros ingresos ya que ponen las infraestructuras y moderan la clientela para que nada pueda salirnos mal.

Las chicas que han probado en una web han terminado suscritas a varias webs más y es que esto del porno online es un gran negocio para sacarse unos ahorrillos extra o pagarse algún capricho siempre teniendo en cuenta que si cobramos un importe muy elevado deberemos darnos de alta como autónomas y declararlo.

 

 

 

 

 

 

¿Por qué es más rentable abrir un servicio sexual online que uno físico?

Cada vez son más los negocios online que abren de todo tipo, bien sean desde fruterías hasta sex-shop y es que, lo online, gusta más.

¿Quién no disfruta de recibirlo todo en la comodidad de su hogar sin tener que hacer nada más que un par de clics? Pues bien, esto ahora también es aplicable a la pornografía online.

Si bien ya hace un par de décadas que podemos encontrar pornografía online ahora es cuando se hace más presente gracias al uso de las siempre disponibles web cams, estas cámaras cómodas y discretas junto con un cómodo programa de chat hace que nuestra compañera realice cualquiera de nuestros deseos más íntimos en tiempo real, con la comodidad de realizarlas en nuestro hogar y sin tener que desplazarnos para recibir conversación o servicios sexuales.

Todo esto sumado a cualquier gran inversor son ventajas ya que, aunque las trabajadoras cuenten con su seguridad social y su contrato laboral no necesitan de instalaciones donde realizar su trabajo ya que lo pueden hacer desde la comodidad de su hogar, por lo que el propietario de la empresa puede dirigir absolutamente todo desde su oficina u hogar.

Muchos son partidarios de los clubs de toda la vida, pero ahí tendríamos que contratar muchísimo más personal que se encargue desde la distribución de las copas hasta el cuidado de la misma puerta cuando en un negocio online todo eso resulta prescindible.

Además, este tipo de negocios sale mucho más rentable para las trabajadoras ya que no cobran un sueldo fijo, pero ganan en función de su tiempo trabajado, sin excepciones, la empresa se queda un porcentaje de los ingresos y el resto es para las trabajadoras, todo un negocio si lo calculamos fríamente.

 

 

 

 

 

 

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.